Páginas vistas en total

viernes, 30 de noviembre de 2012

domingo, 25 de noviembre de 2012

EL BOSQUE DE HOJA CADUCA

Las choperas, adquieren ya, el definitivo color que las dejará desnudas de hojas, poco a poco. Pero en estos pequeños bosques, la vida continúa.
 Los hongos crecen sobre madera muerta.
 Las hojas, formarán el humus del suelo del bosque.
En la zona arbustiva del bosque, se refugian multitud de aves insectivoras, como las currucas o los petirrojos.
El árbol cuando cae, va poco a poco volviendo a la tierra, para servir de abono, junto a las hojas y ramas. En los troncos muertos, además, bulle la vida ya que multitud de insectos, anfibios y reptiles, forman un pequeño ecosistema, que atrae a su vez a multitud de aves insectívoras.

lunes, 19 de noviembre de 2012

DIARIO DE LAS CIGÜEÑAS.Noviembre 2012

La población de cigüeña blanca, invernante en la provincia de Badajoz, es de unos 5.000 ejemplares. Estos permanecen durante todo el año en nuestras tierras. Los ejemplares que llegan de tierras africanas, lo hacen durante los meses de Diciembre y Enero. Y los primeros ejemplares que yo he observado en algunas poblaciones del Suroeste, han sido por orden de observación:
 2 de Noviembre, un ejemplar en uno de los nidos de la Iglesia de Santa Catalina, en Higuera la Real.

5 Noviembre, uno en el nido de la Iglesia de San Isidro de La Bazana.

Semana del 12 de Noviembre, cigüeñas en los nidos de Santa Ana, Jesuitas, Santa Catalina y Cúpula de Santa María, de Fregenal de la Sierra.
 El nido Norte de la torre del Homenaje del castillo de Fregenal, ha sido derrumbado por los temporales, de los días pasados.

domingo, 18 de noviembre de 2012

RÍO SILLO, OTOÑO.Higuera la Real. Badajoz.

 El agua, lava los cantos rodados, un caracol acude a la humedad y un trozo de ladrillo, ha sido limado por la fuerza del agua.
Lluvia sobre los pinos piñoneros.
 El pinar cercano, pone una nota de color y formas diferentes.

 La fuerza del agua, nos muestra su belleza al entrar en contacto con la roca.
Puente colgante, para acceder al yacimiento de Capote.
Los colores del otoño: los amarillentos de las pocas hojas que quedan sobre los fresnos, los rojizos a la orilla del agua de los tamujos, el verde de las adelfas y de los acebuches, y el color achocolatado del agua que baja, con fuerza.

martes, 13 de noviembre de 2012

EL PONTÓN. El puente olvidado. Jerez de los Caballeros.Badajoz.

 Este puente está situado, sobre el arroyo de Brovales, aguas abajo del embalse del mismo nombre. Es de origen romano del Siglo II d.c. Se trata de una verdadera obra de ingeniería. Las rocas del lecho del cauce han servido como cimentación para soportar esta preciosa obra civil.
El abandono por parte de las administraciones, tanto municipales como regionales, a lo largo de los años, han puesto esta parte del patrimonio de todos los extremeños, al borde de la desaparición. Si en breve no se ponen los medios, el puente se derrumbará. La desidia de los que nos gobiernan ahora y nos gobernaron a lo largo de los años, son los responsables de que se pierda esta parte de nuestra história.


 Utilizaron para la construcción del puente, roca granítica de la zona y también cantos rodados del río.
La vegetación que crecen sobre el puente, como esta adelfa o el acebuche del centro, dañan la estructura del puente, con sus raices.
 Apoyo de la zona Sur, sobre la roca.


 Detalles de construcción
 Utilizaron la roca del terreno, como cimientos.
 Los tres puentes: en primer término el romano, y los otros dos, uno sobre la antigua carretera y el otro el que se utiliza ahora.
 Rotura del puente, visto desde abajo.
Apoyo en la roca

viernes, 9 de noviembre de 2012

DAÑOS EN LA ARBOLEDA. 9 Junio 1778. Fregenal de la Sierra.

El Síndico Bartolomé García Galán, se queja de que se había hecho en la Dehesa del Baldío considerables daños en su arboleda destrozando las copas y cortando muchos Árboles de pie y habiendo mandado a (...) Miguel Moreno guarda jurado de la Dehesa de las Navas, reconociera (...) Dehesa del Baldío y de los daños que en ella notara (...) en la sierra de Enero encontró más de veinte encinas cortadas las formas principales de sus copas y cinco Árboles cortados por el pie y en los Llanos de Tudela contra las lindes de la Dehesa de Gigonza, veinte y cinco encinas cortadas por el pie y muchisimas destrozadas para no poder dar fruto en muchos años...

Estos datos aparecen en las Actas Capitulares del Ayuntamiento de Fregenal de la Sierra, del año 1778. Legajo 5 nº 24. Folio 29 r y v.
Lo expongo aquí tal y como lo anoté del original.

jueves, 8 de noviembre de 2012

ORDENANZAS DEL AÑO 1668 DE LA VILLA DE FREGENAL




Aistancia de de la Real Justicia y Regimiento de esta muy antiquisima Villa de Frexenal, se obtubo Real Cédula de S. M. el Rey nuestro Señor, para que con Cavildo aviera el público, formase las Ordenanzas que devían regir en ella: Y evacuadas, según y como abajo se expresará, se confirmaron por el Real y Supremo Consejo, en el año de mil seiscientos sesenta y ocho: cuyo tenor copiado ala letra, dice así_


Titulo primero sobre plantíos

Primeramente es ordenanza, que cualquiera personas o vecinos de esta villa que quisieren plantar Olivares, o Pinales, o Fresnos, o Álamos, Sauces o otros árboles cualesquiera lo puedan hacer y hagan libremente en sus heredades; y plantados los puedan criar y guardar con el tapijo que vieren que les conviene y que puedan defenderlos de los ganados para que no les entren dentro ni les hagan daño atento a la gran necesidad que esta villa tiene y su comarca de madera para los edificios que se hacen, a la falta que en esta villa hay de aceite y a la utilidad y provecho grande que esta villa y su comarca recivirán de que se críen las dichas arboledas.

Ytem se ordena y manda que cualquiera vecino de esta villa pueda libremente en sus tierras, poner y criar Encinas e Alcornoques que le pareciere, y pudiere criar atento a que por no las crian el término está desmontado y esta villa padece gran necesidad por los grandes frios, e por la gran falta que hay de leña y bellota con que se podían sustentar, y abrigar los ganados, los cuales padecen gran necesidad por falta de no tener el abrigo que con ellos podrían tener; y que los señores de las dichas tierras donde se criasen las dichas Encinas e Alcornoques las puedan guardar e coger libremente la bellota que dieren, que se entiende, que la puedan haver para que la puedan comer con Puercos, y otros ganados, y detener de que nadie se la abaré, ni le corten las dichas Encinas o Alcornoques con que la bellota que se cayere de los dichos árboles la puedan comer e pastar como pastan la yerba que naciese debajo de los dichos árboles e fuera de ellos, los vecinos de esta villa de Sevilla y sus tierras sin incurrir en pena alguna, atento a que el pasto es común de todos los vecinos de Sevilla y su tierra, y de la misma manera, ha de ser común la Bellota que de los dichos árboles se cayere y que el Señor de la dicha tierra donde se criase las dichas encinas y alcornoques no puedan correr ni corrían los ganados que los dichos vecinos que anduvieren pastando en las dichas tierras en ningún tiempo que sea aunque sea en el tiempo del abareo de las dichas bellotas.